Blog

Beneficios de practicar pilates en la tercera edad

28 abril, 2017
El método pilates ha revolucionado el mundo del ejercicio y el deporte por su versatilidad, lo cual permite que pueda adaptarse a las necesidades de diferentes personas, edades y condiciones físicas. Inevitablemente, cuando envejecemos comenzamos a experimentar ciertos cambios corporales y fisiológicos en nuestro cuerpo. Asimismo, la plenitud física sufre una disminución continua a partir de los 35 años, para hacerse más latente entre los 55 y 60 en adelante.

La serie de ejercicios, sin impacto, del pilates trabaja entre otros aspectos: la corrección postural, la cual va perdiéndose con los años; beneficia el tono muscular, que con el paso del tiempo se convierte en sarcopenia y mejora la elasticidad muscular y la flexibilidad articular. Los grupos musculares que se trabajan en las rutinas son los mismos que se utilizan en las actividades a diario, por lo tanto, este tipo de entrenamiento es totalmente funcional.

Los procesos relacionados con la reducción de la masa muscular magra y la ósea en las personas mayores son totalmente naturales, sin embargo, lo trascendental es prevenir estas degeneraciones físicas para evitar accidentes y lesiones. Las clases para personas de la tercera edad, requerirán de un tratamiento acorde con sus necesidades y capacidades específicas. Los ejercicios que desarrolla el pilates otorgan una preparación ideal para el cuerpo y la mente, respetando las diferencias individuales a través de una metodología y planificación creada y adaptada específicamente para este sector de la población.

A continuación, te presentamos más beneficios específicos del método pilates a los adultos mayores:

  • Fortalece el tono muscular, con esto disminuye el dolor articular y muscular.
  • Aporta equilibrio, tanto físico como mental. Mejorando el sueño y la sensación de bienestar en general, como también contribuye con la autoestima, la concentración, el ánimo y el conocimiento de su propio cuerpo.
  • El método pilates ayuda a prevenir numerosas enfermedades como: ciática, lumbalgia, artrosis, osteoporosis, diabetes.
  • Aumenta la flexibilidad y el equilibrio, asimismo renueva la postura y la alineación del cuerpo.
  • Mejora la capacidad respiratoria, lo cual es, precisamente, uno de los principios del pilates, un ejercicio controlado siempre debe ir acompañado de una correcta respiración.
  • Favorece a la correcta funcionalidad del sistema circulatorio.

¡Siempre es momento de comenzar una rutina saludable. En caso de que padezcas alguna enfermedad como la osteoporosis, debes consultar a tu médico. Anímate a practicar este método, verás cómo en pocas sesiones notas una gran mejora tanto a nivel físico como mental.

Nuevo llamado a la acción

Newsletter

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Conócenos

¡Motívate! Solicita una clase experimental gratis

CLICK AQUÍ