Blog

El método pilates y las lesiones de rodilla

12 julio, 2017
¿Sabías que el dolor de rodilla es un síntoma muy común en todas las edades? Esto debido a que es una articulación compleja, sometida a un considerable y constante desgaste. Por supuesto no todas las molestias traen consigo lesiones, pero sí es necesario que prestes atención, y si fuera el caso, tomar medidas eficaces. Entre las causas principales podemos identificar el sobrepeso, carga física por ejercicio de alto impacto, uso de calzado inadecuado, desequilibrio postural, lesiones antiguas, sedentarismo, malos hábitos físicos, etc.

Lamentablemente, a causa del dolor, inconscientemente como medida compensatoria se tiende a modificar la postura y forma de caminar. Esto conlleva desequilibrios en otras partes del cuerpo, los cuales podrían derivar en afecciones a la cadera, espalda o cervicales. Sin embargo, la buena noticia es que practicando el método pilates se logrará una cy evitará la desestabilización en otras partes del cuerpo.

El pilates, al ser un entrenamiento de bajo impacto, no estresa los ligamentos. Además, fortalece la musculatura de las extremidades inferiores, previene lesiones y favorece un movimiento más eficiente. Lo anterior, debido a que el método ejercita el Powerhouse, área comprendida por la zona abdominal, los glúteos y la espalda baja, áreas directamente relacionadas con el equilibrio. Asimismo, sus rutinas tonifican los cuádriceps, aductores e isquiotibiales, protegiendo la articulación.

La precisión de los movimientos en el método, la respiración controlada, la concentración, alineación, centralización y la fluidez, contribuirán positivamente en la recuperación física, logrando un importante control corporal y corrigiendo malos hábitos posturales.

El método se puede practicar con diversas máquinas como el Reformer o el Cadillac, también con accesorios como las bandas elásticas de resistencia, ideales para la prevención o recuperación de lesiones y excelente complemento en el trabajo de fortalecimiento de rodillas, piernas y pies.

Es importante tener en consideración al momento de realizar los ejercicios: no bloquear la rótula en la extensión de rodilla, evitar la flexión de más de 90º (sobre todo con carga), trabajar con una buena alineación de miembros inferiores, así como también realizar los estiramientos de forma suave y mantenida.

Te invitamos a practicar pilates confiadamente, ya que el método es cada vez más utilizado en el tratamiento y recuperación lesiones. No obstante, si bien los resultados serán totalmente gratificantes, es importante que lo practiques regularmente, ya que fortaleciendo nuestro cuerpo es la mejor manera de evitar y prevenir todo tipo de traumatismo.

Nuevo llamado a la acción

Newsletter

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Conócenos

¡Motívate! Solicita una clase experimental gratis

CLICK AQUÍ